Search
Viernes 9 diciembre 2016
  • :
  • :

Chía: el superalimento del futuro

screenshot007

Por Worms Con Ciencia Natural

La chía es una planta herbácea nativa de México muy apreciada porque sus semillas tienen una considerable cantidad de nutrientes, lo que la incluye en el listado de superalimentos.

Si bien no existe una definición académica para definir a los “superalimentos”, ya que principalmente es un término de marketing,  podemos decir que los alimentos considerados en esta categoría contienen mayor cantidad de nutrientes que otros alimentos comunes, incluyendo vitaminas, minerales, antioxidantes y fitonutrientes.

Las semillas de chía merecen ampliamente este “título” de superalimento ya que son una fuente excelente de fibra y antioxidantes, calcio, proteínas y ácidos grasos omega 3.

…muchas personas las utilizan para bajar de peso, ya que las semillas de chía absorben 10 veces su peso en agua…

Por otro lado, muchas personas las utilizan para bajar de peso, ya que las semillas de chía absorben 10 veces su peso en agua, lo cual produce una sensación de saciedad en el estómago.

Cuando las semillas de chía se combinan con líquido (como agua, leche, jugo o yogur), forman un gel debido a la fibra soluble que contienen, lo que nos ayuda a sentirnos llenos por más tiempo y también a retrasar el aumento de azúcar en la sangre.

Beneficios de consumir chía

Por su alto contenido de antioxidantes, las semillas se mantienen frescas y comestibles durante mucho más tiempo y se pueden almacenar fácilmente en seco durante 4 años sin que se deteriore el sabor, el olor o el valor nutritivo, y todo ello sin un solo producto químico o conservante.

Del mismo modo, los antioxidantes ayudan a prevenir los daños de los radicales libres en tu cuerpo, el envejecimiento prematuro de la piel e inflamación de los tejidos.

Al igual que las nueces, son bajas en grasas saturadas y no contienen colesterol, pero como todos los frutos secos y semillas son más densos en calorías, por lo que es importante consumirlas con moderación.

La Clínica de Cleveland también encontró que: “las semillas de chía son un producto seguro y eficaz para el tratamiento de factores de riesgo cardiovascular”. Sin embargo, esta clínica también advirtió que los pacientes que reciben anticoagulantes no deben consumir semillas de chía.

¿Cómo consumir chía?

Las semillas de chía son fáciles de digerir y sus nutrientes son rápidamente asimilados por el organismo. La forma más común de consumir chía es mezclando las semillas con algún líquido para que se forme un gel. Luego puedes agregarlo a los batidos, mezclar con aliños de ensaladas, postres o simplemente tomarlo a cucharadas.

Para hacer la receta del gel mezcla 1/3 de una taza de semillas, más 2 tazas de agua y remueve. Lo puedes almacenar en el refrigerador y utilizarlo cuando quieras.

Si mezclas las semillas con agua y agregas el jugo de un limón y azúcar puedes hacer una bebida conocida en México y América Central como “chía fresca”.

Igualmente puedes espolvorear las semillas directamente sobre las ensaladas o bien añadirlas a los cereales o lácteos, o molerlas para agregar a otras bebidas.

Otra opción es añadir los brotes tiernos de semillas de chía a las ensaladas, ya que estos son fácilmente digeribles y están cargados de vitaminas y minerales.

Receta de Budín de semillas chía

Para una porción:

  • 3 cucharaditas de semillas de chía
  • 1/2 a 3/4 de taza de leche de almendras o de coco sin azúcar
  • 1/4 de cucharadita extracto de vainilla

Usa un recipiente hermético para mezclar y agitar el contenido. Déjalo en reposo en el refrigerador durante la noche (o por lo menos durante tres a cuatro horas). Puedes añadir cualquiera de los siguientes ingredientes como base, cuando lo prepares por la noche, o lo espolvorees por la mañana.

Cubiertas:

  • Fruta fresca: pueden ser frutillas picadas, arándanos, manzanas, mangos y bananas.
  • Frutas cítricas como pomelo, naranjas de color rojo sangre, o incluso limón, para añadir un poco de sabor.
  • Coco rallado.
  • Pistachos (o cualquier otro fruto seco de su elección para aumentar la inyección de proteínas).
  • Palta (aguacate) más la ralladura de limón, pistacho y una pizca de sal marina del Himalaya.
  • Menta picada (va muy bien con fresas o cítricos).
  • Granola orgánica de alta calidad.

En lo posible adquiérelas en locales orgánicos para garantizar tu origen natural.

Otras ideas: añadiendo semillas de chía a las recetas tradicionales

screenshot006

Las semillas de chía son muy versátiles y -debido a su sabor similar a la nuez- pueden ser adicionadas a casi en cualquier receta regular. En algunos casos, será necesario agregar un poco más de líquido para evitar que se reseque o espese la comida.

Se necesita experimentar un poco para conseguir la consistencia apropiada o la cantidad de semillas necesarias para tu propia receta.

Las semillas de chía también pueden ser mezcladas con líquidos nutritivos y consumidas rápidamente para hacer bebidas deportivas sanas o licuados para el desayuno.

Los niños pueden hacer fácilmente su propio pudín o gelatina para el postre como un proyecto divertido, haciendo fácil complacer los variados postres preferidos de una familia grande, experimentando con coco, fruta fresca, canela, nutella o miel.

Debido a que sus semillas se conservan por tantos años, la versatilidad y su poder nutritivo, la chía se perfila como un “alimento del futuro”.

Este alimento seguramente nos podrá ayudar en épocas escasas o difíciles, como ancestralmente lo ha hecho.

La naturaleza, siempre sabia, nos brinda todos los elementos y todas las oportunidades, solo hay que saber apreciarlas.

loading...



Deja un comentario