Search
martes 21 agosto 2018
  • :
  • :

Pirámides y una base secreta nazi: un científico desvela los misterios de la Antártida

Por Sputnik

El catedrático Richard Waller, de la Universidad de Keele (Reino Unido), desveló algunos de los secretos de la Antártida en una entrevista con el tabloide Daily Star.

Una de las hipótesis más difundidas entre las personas que creen en la teoría de la conspiración es la posible presencia en la Antártida de una base militar secreta de los nazis. Según esta tesis, los alemanes construyeron el complejo militar durante la Segunda Guerra Mundial para desarrollar naves espaciales.

El usuario MrMBB333 compartió en su cuenta de YouTube un vídeo en el que se pueden observar las imágenes de la entrada a una montaña ubicada en Nueva Suabia. Esta parte de la Antártida debe su nombre al buque germano de investigación MS Schwabenland, que participó en la expedición antártica efectuada por la Alemania nazi en 1938 y 1939.

No obstante, el especialista británico afirmó que lo que aparece en la grabación no es nada más que una “cuenca lacustre en las montañas”. Y subrayó que “el hielo y la nieve se han derretido y están saturados de agua: de ahí los colores más oscuros”.

En cuanto a otro enigma del Polo Sur, las “pirámides de una civilización antigua” —que tienen un parecido asombroso con las de Guiza—, no son nada extraordinario, ya que la propia naturaleza es capaz de crear “formas muy regulares”, afirmó Waller.

El catedrático agregó que los llamados picos piramidales son “una de las formas clásicas que existen en los glaciares”.

El experto británico también refutó la hipótesis del conocido teórico de la conspiración Tyler Glockner, relativa a la existencia de una base subterránea secreta en la Antártida.

Así, durante un experimento, Glockner analizó las señales térmicas de la zona a través del Global Heat Map, después de lo cual comparó los resultados del análisis con el mapa de la misma área y llegó a la conclusión de que en la zona se encontraba una enorme base secreta de varios pisos.

A su vez, Richard Waller sugirió que en realidad eran las antiguas instalaciones que quedaron en la zona desde que se celebró allí la carrera Ice Marathon.

En lo que respecta a las imágenes de un extraño objeto que dejó un rastro en la nieve de la Antártida, al lado del Monte Paget, no es nada más que “parte de un glaciar que colapsó durante una avalancha de nieve”, concluyó Waller.

loading...



Deja una respuesta

Deja un comentario