Search
lunes 24 enero 2022
  • :
  • :
Ultimas actualizaciones

Más de 100.000 Trastornos Psiquiátricos, como Alucinaciones y Suicidios, reportados tras La Vacunación Covid

Foto: Pixabay

Alucinaciones, ansiedad, trastornos del sueño, psicosis y suicidio son algunos de los diversos trastornos psiquiátricos tras las inyecciones de COVID que se registraron en más de 100.000 casos.

Por Great Game India

Psicosis aguda
Como informó GreatGameIndia anteriormente, se documentó un caso impactante de evento adverso a una vacuna en el que una joven sana de 20 años sufrió una psicosis aguda una semana después de recibir la vacuna COVID de Pfizer.

Su presión arterial era alta y seguía teniendo el corazón acelerado, por lo que fue ingresada en el hospital. Al día siguiente, se quitó la ropa en el hospital y procedió a defecar en el suelo.

Aunque los investigadores describen este hecho como “el primer caso de encefalitis anti-NMDAR tras recibir la vacuna COVID-19 de Pfizer-BioNTech”, ya se han notificado y documentado otros casos de aparición repentina de psicosis tras la vacunación con COVID.

Comunicarse con los muertos

Un informe publicado en Psychiatry Research en octubre describe a un director de oficina hispano y soltero de 31 años que fue llevado por la policía a una sala de urgencias por su “comportamiento errático y extraño”.

Se mostraba ansioso, vigilante y afirmaba ser un “clarividente” capaz de comunicarse con los muertos, oyendo “gente tamborileando fuera de su casa” y una voz constante de un colega que creía ser su amante, pero con el que no tenía ninguna relación romántica.

Los síntomas comenzaron un mes antes, cuando recibió su primera dosis de la vacuna COVID-19 basada en el ARNm, según los informes de los médicos de la Universidad de Stony Brook y del Centro Médico de la Administración de Veteranos de Northport, en Nueva York.

Empeoraron gradualmente hasta que fue ingresado en el departamento de neurología del hospital. Al día siguiente, caminaba por la unidad hablando solo, diciendo que la máquina de electroencefalograma se comunicaba con él.

Se le administró medicación antipsicótica y sus alucinaciones remitieron dos días después. Le dieron el alta con la medicación cinco días después, una semana más tarde se recuperó y volvió al trabajo.

Delirios nihilistas

Otro caso describe a un hombre de 42 años que sufre delirios que se iniciaron el día en que recibió la vacuna de ARNm de Pfizer y a un hombre de 57 años, sano, que fue ingresado en la unidad médica de urgencias psiquiátricas después de que intentara suicidarse tras tres días de tomar la vacuna.

Los síntomas de demencia comenzaron la noche en que recibió la vacuna, cuando se volvió irritable, insomne y empezó a hablar solo y a desarrollar “delirios nihilistas”.

Vivir en el infierno

Este fenómeno también se ha registrado en niños. Un informe dirigido al Sistema de Notificación de Acontecimientos Adversos a las Vacunas (VAERS) del Gobierno de EE.UU. describe a una niña de 13 años que desarrolló “ansiedad extremadamente elevada, preocupaciones y temores incesantes, pensamientos irracionales, pensamientos y comportamientos de TOC” que se materializaron tras la inyección de Pfizer en junio.

Otro niño, que tenía una sensación de hormigueo en las extremidades y fuertes sacudidas de dolor de tipo eléctrico en el cerebro, se quedaba tumbado bajo la manta durante horas, aterrorizado del mundo, con dificultades para dormir, tics, arrebatos de ira y a menudo con la mirada perdida.

Más tarde se le diagnosticó una “encefalitis autoinmune” y no podía cuidar de sí mismo, por lo que necesitaba un cuidador a tiempo completo.

Otros informes del VAERS explican que se está arruinando la vida de los jóvenes. Una mujer informó que su hijo de 28 años fue obligado a vacunarse por su empleador y fue hospitalizado durante dos días después de recibir su primera dosis de Pfizer.

Después de la inyección cayó en “un estado de psicosis tan severo que intentó saltar de mi vehículo yendo a 40 millas por hora”. Informó de que viven en un “puro infierno” desde que recibieron la vacuna.

Psicosis que acaba en suicidio

Una mujer de Tennessee de 48 años que tomó la vacuna de Pfizer dijo que tuvo un episodio psicótico el mismo día.

“Pensé literalmente que iba a llevarme a mí misma y a mi sobrino al cielo… Salí de casa sin teléfono y conduje hasta que mi vehículo se quedó sin gasolina. Fui detenida por la patrulla de carretera y llevada al hospital local”.

La mujer dijo que se negaba a comer, beber o dormir debido a la paranoia de los pensamientos de que la gente estaba tratando de matarla y tuvo que permanecer en el hospital durante dos días. La durmieron bajo medicación y se despertó curada.

121.559 trastornos psiquiátricos

La base de datos mundial de la Organización Mundial de la Salud sobre efectos adversos de los medicamentos, VigiBase, recoge 121.559 casos de trastornos psiquiátricos tras la administración de la vacuna COVID. Estos incluyen:

29.661 personas que informaron de insomnio
18.377 informes de ansiedad
13.904 informes de “estado de confusión”
11.447 informes de trastornos del sueño
6.234 informes de “nerviosismo”
5.202 informes de “desorientación”
4.463 informes de “trastorno de estrés agudo”
3.682 personas que experimentaron “inquietud”
3.430 personas que informaron de alucinaciones
3.405 informes de depresión
3.301 informes de “estado de ánimo deprimido”
2.814 “ataques de pánico”
2.444 personas que experimentaron “sueño de mala calidad”
1.883 experiencias de “delirio”
1.864 personas que informaron de “agitación”
1.752 informes de pesadillas
1.507 personas que declararon tener “sueños anormales”
606 trastornos de la alimentación
365 casos de “trastorno psicótico” o “psicosis aguda” o “comportamiento psicótico”
226 casos de trastorno de tics

Algunos de los informes raros en VigiBase incluyen 213 informes de experiencias cercanas a la muerte después de la vacunación, 57 suicidios y 25 casos de “síndrome de la cabeza explosiva”, una condición en la que las personas oyen ruidos fuertes como explosiones, disparos o platillos que suenan como si estuvieran al lado de ellos, a menudo como si tuvieran sueño o estuvieran a punto de despertarse; pero no es real.

Sólo los datos de notificación de acontecimientos adversos de la Tarjeta Amarilla británica incluyen 26.916 trastornos psiquiátricos tras la vacunación con COVID.

La tormenta de citoquinas puede desencadenar psicosis

“Se sabe que el virus que causa el COVID (SARS-CoV-2) desencadena una potente respuesta inmunitaria, que incluye la liberación de grandes cantidades de citoquinas proinflamatorias”, señalan los investigadores de Nueva York en su informe sobre el caso.

“Se ha planteado la hipótesis de que una tormenta de citoquinas desencadenada por el COVID-19 puede aumentar el riesgo de psicosis”. Citaron 42 casos notificados de comportamiento psicótico tras la infección por COVID. Del mismo modo, la esquizofrenia se ha relacionado con la inflamación en la investigación reciente. La vacunación, diseñada para desencadenar una reacción inflamatoria, también puede salir mal.

Un estudio realizado en 2018 con 41 personas en edad universitaria en el que se analizaron algunos marcadores inflamatorios antes y después de la vacunación, descubrió que los 41 estudiantes de último año de la universidad después de recibir la vacuna contra la gripe descubrieron que aquellos con altos niveles de interleucina-6 (IL-6) en suero después de la vacunación eran propensos a mostrar signos de síntomas depresivos graves.

En un estudio piloto de 2017, los investigadores de la Facultad de Medicina de la Universidad de Yale y de la Facultad de Medicina de la Universidad Estatal de Pensilvania revisaron los registros de vacunación y descubrieron que los niños diagnosticados con anorexia nerviosa neuropsiquiátrica, trastorno obsesivo compulsivo (TOC) y tics del sistema nervioso, podrían haber sido vacunados más recientemente que los niños controlados.

Enfermedades neurodegenerativas inducidas por vacunas

Mientras tanto, el trastorno nervioso del síndrome de Guillain Barre se ha añadido oficialmente como efecto secundario de la vacuna COVID de AstraZeneca, denominada Covishield, en la India.

Tal y como informó GreatGameIndia anteriormente, un impactante estudio reveló los aterradores peligros de las vacunas COVID-19 de ARNm que inducen una enfermedad basada en priones que provoca la degeneración progresiva del cerebro.

Los priones inducidos por las vacunas de ARNm pueden causar enfermedades neurodegenerativas porque las memorias a largo plazo son mantenidas por proteínas similares a los priones.

El estudio concluye que la vacuna basada en ARNm también puede causar ELA, degeneración lobar frontal temporal, enfermedad de Alzheimer y otras enfermedades neurológicas degenerativas en los receptores de la vacuna.

Fuente:

Great Game India: Over 100,000 Psychiatric Disorders Like Hallucination & Suicide Reported After COVID Vaccination

Visto en: Mente Alternativa

 

 

Necesitamos vuestra ayuda

La censura y desmonetización contra medios alternativos nos afecta muchísimo. Si te parece útil la información que publicamos por favor ten en consideración apoyarnos con una donación económica




Deja una respuesta

Deja un comentario