Naciones Unidas exigió una “acción global” para censurar “la desinformación y discursos de odio” en redes sociales

Por Kontrainfo

El Secretario General de las Naciones Unidas sostuvo que “La proliferación del odio y la mentira en el espacio digital está causando daño global” y llamó a una acción en todo el mundo para controlar lo que se difunde por las redes, en particular aquella información que “socava la salud pública”, los “derechos humanos” de minorías y “la acción por el clima”.

Así lo hizo en la presentación de su informe sobre la “veracidad de la información en las plataformas digitales”.

“Es una amenaza global, patente y real que exige una acción global, definida y coordinada”, expresó Antonio Guterres. “También amenaza la democracia y los derechos humanos y socava la salud pública y la acción por el clima… ahora”, explicó, todos elementos centrales a la Agenda 2030.

El funcionario reclamó la creación de un “Código de Conducta para la integridad de la información en redes”.

“Nunca olvidemos la facilidad con la que los discursos de odio pueden convertirse en delitos de odio; cómo la ignorancia puede conducir a la intolerancia o cómo el silencio significa complicidad”, agregó.

Y reclamó “una acción internacional coordinada para lograr que el espacio digital sea más seguro e inclusivo”.

En sus redes sociales, Naciones Unidas expresó además que “Los mensajes de odio son como un virus que se propaga a toda velocidad y tiene consecuencias negativas tanto en línea como fuera de ella. Recházalo. Denuncia los mensajes de odio usando las herramientas de tus redes sociales”.

Entre las propuestas del Código de Conducta, destacan:

“Los gobiernos, las empresas tecnológicas y otras partes interesadas deben abstenerse de utilizar, apoyar o amplificar la desinformación y la incitación al odio con cualquier fin”.

“Los anunciantes y las plataformas digitales deben garantizar que los anuncios no se coloquen junto a mensajes de desinformación o incitación al odio en línea, y que no se promuevan anuncios que contengan desinformación”.

De esta manera, se imposibilitarán gradualmente cuestionamientos a los discursos oficiales sobre temáticas como “género y diversidad”, “cambio climático de origen antropológico”, o críticas a estrategias decretadas por la OMS, todas cuestiones que ya venían de hecho siendo censuradas por las redes sociales.

Deja una respuesta

Deja un comentario