Los agricultores belgas intentan asaltar el ayuntamiento por el plan ecológico de la UE que les dejaría sin trabajo

Por Breitbart

Traducido por el equipo de Sott.net

Los agricultores del norte de Bélgica intentaron irrumpir en el ayuntamiento de Hoogstraten después de organizar una protesta masiva en respuesta a la agenda impulsada por el gobierno de la UE para reducir las emisiones de nitrógeno, como se está intentando en los Países Bajos.

La red Natura 2000 de la Unión Europea, que obliga a los 27 Estados miembros a proteger los hábitats designados de forma «sostenible, tanto desde el punto de vista ecológico como económico» y, por tanto, a reducir las emisiones de nitrógeno -lo que ha provocado un malestar generalizado entre los agricultores holandeses-, se ha extendido ahora al corazón de la UE, en Bélgica, y los agricultores condujeron sus tractores hasta el centro de Hoogstraten el lunes por la noche.

Los manifestantes, que prendieron fuego a la calle e intentaron asaltar el ayuntamiento, se enfadaron al parecer porque el gobierno local expresó su apoyo al plan del gobierno nacional de imponer límites al nitrógeno, una medida que afectaría de forma desproporcionada al sector agrícola, informó el periódico local Het Laatste Nieuws.

Traducción del tuit:

Los agricultores belgas también se levantan y bloquean Hoogstraten. Algunos de ellos irrumpieron en el municipio gritando: «¡Agricultores! ¡Agricultores! Agricultores!»

Antes de imponer las restricciones, el gobierno nacional solicitó el asesoramiento de los municipios. Mientras que casi todos los demás ayuntamientos presentaron una opinión negativa sobre los planes en la región agrícola, el gobierno local de Hoogstraten presentó un asesoramiento positivo, a pesar de que una encuesta pública había dado como resultado 373 objeciones frente a sólo 24 comentarios positivos sobre el plan.

El hecho de no escuchar a la población provocó la indignación de los agricultores, que condujeron sus tractores hasta el centro de la ciudad, bloqueando el ayuntamiento e intentando finalmente irrumpir en el edificio gubernamental, aunque la policía acabó impidiendo tal acción.

La protesta en Bélgica se produce después de meses de manifestaciones en los Países Bajos, donde los agricultores holandeses se han levantado contra el gobierno del primer ministro globalista Mark Rutte, que intenta introducir medidas similares, que podrían cerrar hasta el 30% de todas las explotaciones ganaderas del país.

Los agricultores holandeses han alegado que otras naciones de la Unión Europea no han impuesto medidas tan draconianas para, supuestamente, proteger los hábitats y, por tanto, su gobierno les está poniendo en desventaja.

La agricultura desempeña un papel vital en la economía holandesa, ya que el grupo de presión agrícola nacional LTO estima que la industria representa 54.000 empresas en todo el país y produjo 94.500 millones de euros en exportaciones en 2019. Holanda también es el mayor exportador de carne de Europa y el quinto exportador de productos lácteos a nivel mundial.

En declaraciones a Breitbart News en julio, la comentarista política holandesa Eva Vlaardingerbroek afirmó que la medida del gobierno de Rutte no era más que un programa «piloto» de la agenda del Gran Reinicio a través de los gobiernos que reclaman el poder y la propiedad del público.

Sigue a Kurt Zindulka en Twitter aquí @KurtZindulka